Alcorcón en las Redes Sociales

El Partido Popular denuncia ante la policía los actos de vandalismo contra la sede de Alcorcón

Pérez y Granados durante la rueda de prensa en la sede popular.

Pérez y Granados durante la rueda de prensa en la sede popular.

El secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados, y el alcalde de Alcorcón, David Pérez, han denunciado en el Centro Unificado de Seguridad los actos vandálicos sufridos por la sede popular en Alcorcón.

Granados, que ha visitado esta mañana al alcalde Pérez en el ayuntamiento, ha aprovechado la visita para hablar del estado de cuentas de Alcorcón, la localidad, ha dicho, “con mayor grado de deuda de la Comunidad” entre las que el PP ha tomado el relevo al PSOE en las últimas elecciones municipales Según ha explicado David Pérez, el PSOE ha dejado en Alcorcón una deuda de 253 millones de euros, de los cuales “ellos nunca reconocieron más de 53 millones”, fruto de lo que el alcalde ha denominado “la fiesta socialista”, que se hizo más patente antes de producirse el relevo en el gobierno municipal.

Pérez ha acusado a su predecesor, el socialista Enrique Cascallana, y al anterior Gobierno municipal de haber “saqueado la caja” del Consistorio, de manera que cuando llegó el PP “había menos de un millón de euros” de saldo. Ha dicho que “no hay derecho” a que el PSOE “aprovechara que iba a perder el poder para pisar el acelerador del derroche”.

Según David Pérez, el último alcalde socialista de Alcorcón se gastó 180.000 euros en un circo; 300.000 euros en una pantalla gigante, pagó “comilonas y viajes exóticos” para él y sus concejales con dinero público, e incluso, llegó a comprar 84 jamones a una empresa toledana, demostrando que “ni siquiera había lealtad a la hora de hacer derroches”.

En el Ayuntamiento de Alcorcón, ha añadido, “se agolpan las facturas” de la etapa de Gobierno del PSOE en la que ha afirmado que llegó a haber 27 directores generales que cobraban “hasta 82.000 euros” al año cada uno, mientras ahora hay 10, lo que ha permitido ahorrar 2,6 millones de euros de dinero público y emplearlo en educación y gasto social, ha precisado. Asimismo, el alcalde ha destacado que la deuda del Consistorio con la Seguridad Social ascendía a 7 millones de euros antes del Gobierno “popular” y que de ellos, un millón eran “cuotas inaplazables”, lo que podría acarrearle una acusación de apropiación indebida al PSOE.

En medio de esta situación, tanto Granados como Pérez han criticado la reciente visita a Alcorcón del líder socialista Tomás Gómez y la han considerado “un insulto” para los ciudadanos de la localidad.

Más información
El PP de Madrid denuncia ante la Policía el vandalismo en su sede de Alcorcón

Share

2 septiembre, 2011. Archivado en Actualidad.