Alcorcón en las Redes Sociales

La ciudad homenajea a sus seis hermandades con un mural de cerámica

La Plaza de las Hermandades, inaugurada hace un año, acoge desde ayer un mural en cerámica de 5×3 metros sobre un soporte de acero corten, en el que se recogen las imágenes titulares de las hermandades de Nuestra Señora de los Remedios, Santísimo Cristo de las Lluvias y Santa María la Blanca, Santo Domingo y Santo Dominguín, Santísimo Cristo de la Buena Muerte, Nuestra Señora de la Soledad, y Nuestro Padre Jesús Nazareno y María Santísima de la Esperanza.

Este mural, inaugurado ayer por el alcalde de alcorcón -David Pérez- junto a los representantes de las Juntas Directivas de cada una de las cofradías homenajeadas, constituye el homenaje y agradecimiento de la ciudad a sus hermandades por su presencia a lo largo de muchas décadas en la vida ciudadana.

El acto contó con gran presencia vecinal, expectante por conocer el nuevo monumento de la ciudad dedicado a las cofradías. Durante su intervención David Pérez explicó que con este homenaje se pretende que las hermandades tengan para siempre un espacio, “como lo tienen ya en el corazón de todos los vecinos de Alcorcón”.

Para el concejal de Cultura, Luis Galindo, este homenaje es obligado “porque son unas hermandades que a lo largo de muchos años, con una presencia en Alcorcón que en alguno de los casos data del año 1700, han mantenido las tradiciones de Alcorcón, siendo pioneras en el movimiento asociativo de la ciudad”.

En este acto de homenaje, también participó la Banda Municipal de Música Manuel de Falla, de Alcorcón, que amenizó la tarde de los vecinos presentes, con un amplio y variado repertorio musical. El mural cerámico reproduce imágenes de las hermandades, decoradas a mano y pintadas con técnica de pincelada a la “grasa”.

Share

25 octubre, 2014. Archivado en Actualidad,Cultura,Portada.